MICRÓPOLIS Por Bertoldo Velasco Silva – ¿Lupita Saldaña debería renunciar a la dirigencia estatal del PAN?

¿Lupita Saldaña debería renunciar a la dirigencia estatal del PAN?

 

Justificaciones, hay varias. Una de las panistas de hueso colorado expuso en redes sociales los motivos por los cuales no está de acuerdo con la actual dirigente estatal del Partido Acción Nacional, la senadora Guadalupe Saldaña Cisneros, a quien culpan de las deserciones de liderazgos que se han dado últimamente en el albiazul, por la cual es preferible que de acuerdo a la pregunta, ¿debería Lupita Saldaña renunciar al cargo de dirigente estatal del PAN o que sigan las renuncias de militantes?

Nunca antes se habían dado tantas renuncias a la militancia panista como ahora. Se dieron otras durante el pasado proceso electoral, donde el malogrado dirigente era Carlos Rochín, quien privilegió candidaturas de políticos y políticas ajenas a Acción Nacional.

Aclaro, una cosa es que renuncien a la militancia panista, otros que tengan intención de hacerlo por los malos resultados, la pésima directriz, el trato déspota y altanero, de mentir a la militancia, y otra es que este analista político los inste a hacerlo, como lo diría cierto personaje de las redes sociales que señala que mis intensiones son destruir “la unidad y fortaleza que tiene el PAN en la entidad”, cosa que por cierto no se antoja, solo analizo los hechos, pero no pretendo tal cosa.

Quienes han dado muestras de renunciar al partido, no lo hacen públicamente sino entre los amigos con los que se reúne. Los comentarios en lo oscurito han sido evidentes y las muestras ahí están. ¿O me dirán que la diputada Eda Palacios no pretende renunciar a esa militancia? El mismo Armando Martínez, dos diputados que han sido mal tratados y desatendidos por la actual dirigente estatal. Ambos, se sienten descobijados por el manto de la dirigencia panista, es lógico, pues la senadora privilegia a sus más cercanos y ellos, no lo son.

Alicia Uribe, con tantos años de militar en Acción Nacional alzó la voz para fustigar a esa dirigencia panista. Siempre, ha sido una crítica de su propio partido, donde se supone que hay libertad para expresarse y disentir, digo, se supone.

Ella acusa que es el sistema político interno -en este caso el PAN-, está viciado porque hoy le renunciaron tres liderazgos más (Herminia Montoya García, Carmen Fabiola García Montoya y Herlinda Castro Camacho, con 15 y 10 años de militancia, respectivamente). Pero como dice Alicia Uribe, el partido ni lamenta esa partida, pero tampoco les reconocen las décadas de trabajo proselitista que realizaron en su momento.

En un casi decálogo, ella acusa que los liderazgos femeninos importantes que salieron fue minimizado y violentan a las mujeres que se fueron. Y señala, que la representante de las mujeres en el PAN estatal es respaldada por la dirigente en el estado en su actuar político de violencia política de género, porque repudian los liderazgos emblemáticos de mujeres internas, pero sin mística y doctrina alguna en la conmemoración del Día Internacional de la Mujer y le alzan el brazo y presumen a quienes no pertenecen aún ni al registro de Acción Nacional.

“Hablo de la actual Diputada Federal por el PAN en BCS y la militante de otro partido que nos había quitado la pluri estatal, que gracias a un juicio se recuperó ese espacio legislativo para una panista”.

En entregas anteriores, habíamos criticado la actitud de la dirigencia estatal panista de que en sus reuniones “de trabajo” no convocan a la militancia, solo van los privilegiados y cuando se trata de candidaturas, exigen se les apoye en su labor de proselitismo y si no lo hacen, afirma, hay represalias.

Alicia Uribe, señala que en el PAN, la peor enemiga de una mujer, es otra mujer: “para nuestra está la dirigente Lupe Saldaña, las Consejeras Estatales que como no pensamos como ella, no existimos y mucho menos las mujeres panistas con militancia de años”.

Ella denuncia que hay encomienda para obstaculizar y violentar políticamente a quienes no apoyan en la contienda interna pasada a la dirigencia actual. Y para rematar su casi decálogo, Alicia Uribe afirma que así piensa Guadalupe Saldaña y compañía, quienes siguen mintiendo de que van a ganar las próximas elecciones, pero ignorando, minimizando, obstaculizando, destruyendo, violentando y provocando bajas de liderazgos internos importantes…”, así, ni a la esquina van a llegar.

Por si fuera poco lo anterior, en la reciente visita que la dirigencia estatal del PAN realizó por el norte del estado, muchas personas se quejaron del mal trato, la soberbia y la falta de respeto con la que se dirigió la senadora para con sus militantes, quienes quedaron totalmente desilusionados de la actitud que asumió la maestra para con ellos.

Insistimos, se requiere de un poco de humildad, de respeto hacia las personas de parte de la dirigencia estatal del partido, ya no caben esas actitudes, más en estos momentos en que ya no son poder en el estado y los pocos representantes que tiene en el congreso local, se le pueden ir a otros partidos o bien, volverse independientes.

Por eso cabe la pregunta, ¿Lupita Saldaña debería renuncia al partido o es preferible que sigan las deserciones de militantes?

Solo basta recordar que cuando andaba en campaña para la dirigencia estatal, Lupita Saldaña había comprometido tiempo completo para atender a las bases y a la sociedad. ¿O ya se le olvidó?

Ayer, en una brevísima entrevista que le hicieron a la senadora Lupita Saldaña y responder una pregunta sobre las deserciones, le escuché decir, sin preocupación alguna por los que se fueron del PAN, que no esta preocupada, como que no le interesó el tema y respondió muy a su estilo “que por cada 20 que se van, están llegando 200 al PAN”. ¿O sea no? Como dirían mis amigos, “están haciendo una enorme fila en el PAN para ingresar”. Sigue minimizando el valor de los panistas como bien lo dice Alicia Uribe.

¿Será cierto eso que dijo que por 20 que salen, sin darle importancia ni valor al asunto, se apuntan 200? Lo dudo. Esa es la soberbia y la altanería que no quiere reconocer que como dirigencia, le están fallando a la militancia. Mientras no se reconozcan los errores, no podrán entender a los panistas. ¡Que lamentable!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

I accept that my given data and my IP address is sent to a server in the USA only for the purpose of spam prevention through the Akismet program.
More information on Akismet and GDPR.