MonitorBCS

Empresa informativa y noticias

Requiere bajar de peso de forma saludable de asesoría de un experto en Nutrición: IMSS Baja California Sur

  • El Instituto recomienda evitar dietas milagro para no dañar el organismo. 

La jefa de Nutrición del Hospital General de Zona con Medicina Familiar (HGZ/MF) No.1, del Instituto Mexicano del Seguro Social en Baja California Sur, Rosa María Patrón Sepúlveda, señaló que, para bajar de peso de una manera saludable, debe existir asesoramiento de un experto en la salud y evitar realizar las famosas dietas milagro. 

Aseguró que, si bien estas dietas funcionan a corto plazo, son momentáneas, por lo que la alimentación más allá de restringirla debe ser equilibrada y mejorar los hábitos alimenticios. 

“El restringir las comidas que más nos gustan provoca en nuestro organismo que más queramos consumirlas. Lo mejor es probar de todo, pero en pequeñas cantidades, comer tres veces al día y consumir mucha agua”, enfatizó la especialista.  

Explicó que quitar o restringir alimentos para sustituirlos con pastillas o licuados para bajar de peso trae consigo el llamado efecto rebote, pues, una vez que se dejen de suministrar, se vuelven a consumir esos alimentos que retiraron de la dieta y los kilos regresan hasta el doble. 

Además, Patrón Sepúlveda agregó que los daños a la salud por la ingesta de medicamentos para bajar de peso pueden afectar el hígado o el colon y provocar mareos, cansancio, fatiga o deshidratación.  

“Es importante que, si se inicia con un propósito de bajar de peso a principios de año, se haga de forma paulatina incluyendo frutas y verduras, ingerir agua natural, cocinar sin tanto aceite, evitando alimentos fritos o capeados”, explicó.  

Lo mejor es probar de todo en cantidades pequeñas, hacer ejercicio por lo menos 30 minutos al día mínimo tres veces por semana, eliminar bebidas de sabores o sustituir el azúcar de ellas. 

Por último, la doctora detalló que acudir con un especialista en Nutrición para bajar de peso es lo ideal, ya que es quien contabiliza las calorías que el paciente necesita, da recomendaciones para distribuirlas en el día y otorga un plan de alimentación valorando nivel socioeconómico, cultura y gustos, con el fin de adoptar buenos hábitos para que queden de forma permanente en el paciente.