Aquellos que incidimos ante la opinión pública debemos enviar mensajes de civilidad; Alejandro Rojas

  • “Un llamado a la unidad y al respeto político”, señala el líder social

El proceder político bueno no se prueba recurriendo a la tosquedad, sembrando cizaña, ni poniendo la zafiedad por encima del respeto que merece todo ser humano sin importar su ideario. La vulgaridad no da liderazgo ni motiva reconocimiento de talento; solo sirve para probar la bajeza de aquel que la utiliza como coraza para cubrir su mediocridad.

No hay que herir, denigrar a quienes se manifiestan opuestos a nuestro ideario para procurar adeptos, granjearse simpatía, crear conciencia cívica y ciudadana y demostrar lo justo del mensaje que enviamos.
A todo adversario político se le vence en buena lid con argumentos y no poniendo boca abajo.
Dejemos que cada quien agarre su carril sin mañas y que gane quien así decida el ciudadano, que por cierto “Hoy respira diferente y que ya no podrán engañar” con las triquiñuelas de siempre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

I accept that my given data and my IP address is sent to a server in the USA only for the purpose of spam prevention through the Akismet program.
More information on Akismet and GDPR.