Inicia el desmantelamiento de corporaciones policiacas, con la nueva Guardia Nacional: Rigo Mares

  • Reconocemos la labor de las fuerzas armadas en el combate contra la inseguridad y el narcotráfico.
  • El PRI y MORENA han avalado el nacimiento de un gobierno represor y autoritario.

“Acción Nacional se opuso a la conformación de la Guardia Nacional, porque representa el principio para desmantelar todas las corporaciones policiacas y porque los foros que se realizaron para la reforma fueron un engaño, solo hicieron creer que las propuestas de la sociedad civil fueron escuchadas, hicieron creer que se tendría un mando civil y la reforma aprobada por el PRI y MORENA, crea una Guardia Civil militar”, señaló el diputado federal, Rigoberto Mares Aguilar.

El legislador reconoció el trabajo y aportación de las fuerzas armadas para el combate al narcotráfico y la inseguridad, pero también señaló que la seguridad pública no es la naturaleza de esta gran institución que tanto ha apoyado a los mexicanos.

Mares Aguilar señaló que “nos oponemos a la conformación de una Guardia Nacional con carácter militar porque es el principio para el desmantelamiento de todas las corporaciones policiacas del país y es un atentado a nuestras libertades individuales; en cambio estamos a favor de que se exploren nuevos modelos para combatir la inseguridad en México. Preocupa que en esta reforma no hay una sola mención a la necesaria coordinación con los estados o con los municipios”.

Señaló además que las opiniones de expertos en la materia indican un grave riesgo de militarizar al país y refirió que en palabras del comisionado de la ONU, la creación de la Guardia Nacional  «normaliza lo que debe ser excepcional, hace permanente lo que debe ser temporal y amplía independientemente una labor que debe de estar circunscrita a criterios de estricta necesidad”.

Además, denunció que el mando mixto, que aprobó MORENA y el PRI, resultó ser solo una fórmula retórica para desviar las criticas y encubrir lo que sucederá en la realidad, teniendo a cargo un mando civil para las cuestiones administrativas y un mando militar para las cuestiones operativas.

El dictamen fue votado y aprobado en lo general por 362 votos a favor contra 119 en contra del Partido Acción Nacional, Movimiento Ciudadano y el Partido de la Revolución Democrática. En lo particular fueron rechazadas todas las reservas y pasa al Senado de la República para su discusión.

Por último, Rigoberto Mares señaló que “estamos a favor de luchar por un país en paz, pero estamos en contra de instrumentar acciones que no garanticen su funcionalidad o que posibiliten el nacimiento de un gobierno autoritario y represor”, finalizó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *